El mismo título, una misma historia con dos traducciones que dialogan y cruzan la mirada del lenguaje.
Retraducciones que generan nuevos ángulos y tensiones:

«Abrí por completo los ojos y, siguiendo una inveterada costumbre, me di a pensar si tenía algún motivo de alegría». (Hambre de Knut Hamsun. Edición de Libros Plaza, versión castellana de José Viana, Barcelona 1958).

«En cuanto abrí los ojos empecé, como de costumbre, a preguntarme si ese día me tendría reservada alguna alegría». (Hambre de Knut Hamsun. Traducción del texto original en noruego de 1890 de Kirsti Baggethun y Asunción Lorenzo. Ediciones de la Torre, Madrid 1997).

«La atmósfera estaba transparente y en mi alma no había ninguna sombra». (Hambre de Knut Hamsun. Edición de Libros Plaza, versión castellana de José Viana, Barcelona 1958).

«El aire se veía limpio y claro, y en mi mente no se dibujaba sombra alguna». (Hambre de Knut Hamsun. Traducción del texto original en noruego de 1890 de Kirsti Baggethun y Asunción Lorenzo. Ediciones de la Torre, Madrid 1997).

Categories

Cruzar la mirada (4)

  • 734_front_big

  • 735_front_big

  • 736_front_big

  • 737_front_big

  • 738_front_big

  • 739_front_big

  • 740_front_big

  • 741_front_big